• Home
  • /
  • Europa
  • /
  • Castillo de Peles, visitamos la residencia real más bonita de Rumania
Castillo de Peles, Rumania

Castillo de Peles, visitamos la residencia real más bonita de Rumania

Uno no espera encontrar una de las residencias más bellas de Europa en Rumanía, pero esa fue nuestra sensación al visitar el castillo de Peles. El castillo de Peles o Castelul Peles, en rumano, está situado en un entorno idílico en una de las zonas más exclusivas de Rumanía, cerca de la ciudad de Sinaia y al abrigo de los imponentes montes Bucegi. Esta residencia palaciega es uno de los lugares más queridos y visitados por los rumanos y en nuestra opinión una de las visitas imprescindibles que ver en Rumanía.

Es una escapada perfecta si os alojáis en Brasov e incluso desde la capital, Bucarest. Nosotros lo visitamos tras pasar la mañana en la fortaleza de Rasnov, que se encuentra también a poca distancia del castillo y ese día hacíamos noche en Brasov. Aunque mucha gente suele combinar la visita con el castillo de Bran, popularmente conocido como el castillo de drácula.

Fachada del Castillo de Peles, Rumania

El castillo de Peles, fue la residencia de verano del primer rey de Rumania, Carol I, desde su inauguración en 1883 hasta 1948 cuando pasó a manos comunistas. El rey Carol I no escatimó en gastos para la construcción de este palacio que nada tiene que envidiar a los grandes palacios europeos. De hecho, el castillo de Peles fue una de las construcciones más modernas de su tiempo, siendo el primer castillo en Europa en tener calefacción central, electricidad, ascensor y hasta un techo móvil de cristal. De hecho, el castillo contaba incluso con su propia central eléctrica.

Durante el periodo comunista el castillo fue declarado museo, si bien a petición de Nicolae Ceausescu entre 1975 y 1990 sirvió como residencia privada de líderes comunistas, además de alojar a los visitantes más importantes como mandatarios de otros países y altos funcionarios.

El Discreto Encanto de Viajar en el Castillo de Peles

Visita al castillo de Peles

Tras dejar el coche en el parking, iniciamos un agradable ascenso junto por la carretera que cruza al valle hacia el castillo. Pronto sobresale a nuestra derecha la silueta de la distinguida residencia real, que ha sido reconocida como una obra maestra de la arquitectura neorrenacentista alemana. Algo tuvo que ver la ascendencia alemana del Rey Carol I.

Alrededores del castillo de Peles

Tras un pequeño rodeo llegamos a las inmediaciones del palacio. Dejamos para después el paseo por los jardines y fuimos directos a adquirir las entradas. Las taquillas se encuentran junto al patio interior del castillo al que merece la pena dedicar unos minutos para observar los frescos de las paredes.

  • Precio adulto: 30 lei (aprox. 6 euros)

Si lo prefieres, puedes contratar aquí la excursión a los castillos de Bran y Peles o la excursión con una visita a la ciudad de Sinaia.

El interior es exuberante y superó todas nuestras expectativas. Así que nuestra recomendación es que hagáis sí o sí una visita guiada por el interior del palacio. Después del mal sabor de boca tras visitar el interior del castillo de Bran, Peles fue una de las sorpresas del viaje.

Durante el recorrido visitamos algunas de las 160 salas de integran el castillo, todas ellas lujosamente adornadas y de diferentes estilos. Entre las salas que más nos gustaron se encuentran el Salón de Honor, el Salón de Armas, la Sala Árabe, la Sala Turca, la Biblioteca Real o el Comedor. Además, el castillo cuenta que su propia sala de teatro dónde fue proyectada la primera película en Rumanía.

Jardines del castillo de Peles

No solo las montañas Bucegi le dan un toque pintoresco al castillo de Peles, en las inmediaciones del palacio se extiende un agradable jardín dónde predominan las estatuas y balcones con vistas al valle. No os llevará mucho tiempo dar un paseo por estos jardines y ver el palacio desde otra perspectiva.

Jardines del castillo de PelesEstatuas en los jardines del castillo de Peles

Castillo de Pelisor

La visita al Castillo de Peles se puede combinar con el Castillo Pelisor situado a penas a 10 minutos del primero. El Castillo de Pelisor fue mandando construir por el rey Fernando, sucesor de Carol I, y es de de estilo art nouveau y sus dimensiones mucho más reducidas. Nosotros nos conformamos con verlo por fuera aunque según hemos leído tiene una interesante colección de muebles de estilo vienés.

Castillo de Pelisor

Información práctica

Te dejamos algunos enlaces prácticos para preparar tu visita:

Página oficial del castillo de Peles.

Alojamiento en Sinaia

Vuelos baratos

Visitas guiadas y excursiones en Rumania

Alquiler de coche 

Descuento Airbnb

5% en IATI Seguros

 

 

Deja un comentario

Close